¡Cinco años en Australia!

Tiempo de lectura: 6 minutos

Que solo serían seis meses. Eso pensé en ese momento en el que empaqué mis cosas, me despedí de mis papás y viajé desde Colombia con destino a un país en el que hoy me sumerjo cada vez más, rodando en mi van.

Mi historia

Una nueva forma de vivir la vida, eso fue lo que encontré en Australia. Los que me siguen en redes y en mi canal de YouTube saben que soy colombiana, que estudié Derecho y que, con ganas de aprender el inglés que me había sido esquivo, me embarqué en un viaje que dizque sería temporal, de unos pocos meses; claro, de 60 para ser más exactos, ¡cinco años! (Y contando).

Cuando pisé suelo australiano ni siquiera me imaginé tener este blog y estar escribiendo esta entrada. Tampoco que tantas cosas cambiarían, que tantas cosas me pasarían, que aprendería, a punta de ensayo y error, sobre cómo habitar un país que no era el mío, pero que ahora se siente tan familiar. 

Como redacté en un post de Instagram no hace mucho, uno hace planes y la vida se ríe, por eso no nos queda más que reírnos con ella, dejando que nos sorprenda, adaptándonos, gozándonos cada paso. La Angelica que salió de Santander tenía 22 años y en su mente un proyecto de aprender inglés y luego devolverse a su casa para cumplir lo que se esperaba de ella como abogada. Todavía recuerdo que la noche anterior al viaje lloré mucho; también, en el aeropuerto, abrazando a mi papá y repitiéndole: “Serán solo 6 meses”.

Hace cinco años era una Angelica recién salida de la universidad, muy tímida, nerviosa, con la necesidad de encajar, aún con las presiones sociales de ejercer una carrera, estar bien arregladita, encontrar el amor ideal y casarme. Mejor dicho, cumplir con todos los estereotipos que la sociedad nos impone. Y como les digo, la vida se ríe y me alegro de que así lo haga, porque los giros en la trama son los que nos llevan a experimentar las mejores emociones y aventuras. 

Esa chica de hace cinco años había vivido poco, quizás porque estudiaba mucho; siempre había estado en compañía de sus papás o hermanos, nunca había tenido tanta independencia económica y menos se había enfrentado a tener que definir todo por sí misma, a marcar su propio camino. Lo que sí tenía esa Angélica de hace cinco años y la de hoy es una familia maravillosa que la apoya en todo.

angelica con los muffins

Cuando me fui de Colombia rumbo a Australia, quien lo creyera, el inglés se convirtió en mi primera lengua, dejé atrás el paisaje de mi tierra y me convertí en esa “familiar ausente”, en esa tía que está en el extranjero. 

No es solo estar en Australia, la experiencia de emigrar me hizo diferente. Muchos asuntos que en Colombia serían preocupaciones principales, en esta vida que tengo ahora pasaron a un segundo plano o desaparecieron: cómo me visto, dónde trabajo, cuánto gano, en qué barrio vivo… Lo superficial, lo material, las apariencias se fueron esfumando. 

Las prioridades se transformaron. Aprendí del tiempo y del cambio, dos asuntos que creo que en una vida de abogada en Colombia no habría podido comprender o mirar de la forma en que hoy los asumo. En Australia descubrí hobbies y pasiones que nunca habría pensado que tenía, ¿por qué? Porque tuve el tiempo de vivirlos y explorarlos sin los reflectores de la crítica social que a veces nos causan un destello en los ojos que nos impide ver bien el camino que de corazón deseamos seguir.  

Del derecho a la repostería y de la repostería a una van

En un país diferente al tuyo, en el que se habla otro idioma, las tareas más básicas se convierten en las más retadoras: buscar dónde vivir, abrir una cuenta bancaria, tomar un plan de celular, moverse en transporte público, buscar trabajo… ¡Todo es un reto! Poco a poco, uno solito debe empezar a dar los pasos. En ese proceso se debe perder la pena, hacerte entender, aunque te pasen “cacharros” (como decimos en Colombia) y aunque te pidan que repitas la frase porque no comprenden bien ese lenguaje híbrido todavía entre el español y el inglés. 

Empecé a preparar muffins creyendo que sería un trabajo temporal y así lo hice por tres años, con tanto amor a pesar de las madrugadas. Dejé de decir que era abogada para llamarme panadera. Jamás pensé enamorarme de un extranjero y, de manera inesperada, él llegó a mi vida por una foto de Instagram, y mucho menos pensé terminar grabando videos para contar mi vida. Y menos, menos aún, pensé en zambullirme en un nuevo estilo de vida: pasar mis días en una van, existiendo con lo esencial.

angelica pareja amor australia

En enero de 2016 pisé suelo de Perth y me fui directo a la playa para ver el atardecer. Recuerdo que el cielo se pintó de rosado y Australia empezó a regalarme los atardeceres más lindos de mi vida. También me regaló a mi esposo con quien llevo siete meses en ruta experimentando esta aventura de recorrer el país en van. Proyectamos este viaje por un año, pero no vamos ni por la mitad. Y les digo algo, no hay plan, no hay prisas, vamos con el flow, dejando que la vida nos sorprenda.

En estos meses también descubrí que mi nueva pasión de crear contenidos digitales, algo que empezó como un hobby, se convirtió en un proyecto de vida, en mi trabajo. Mi camino en las redes sociales comenzó mucho antes de arrancar nuestro viaje en la van, por esas ganas que tenía de mostrar esta nación, de contar mis experiencias como inmigrante y de ayudar a quienes vienen en camino. De a poco, aprendí que de esto puedo vivir y abrir caminos, porque deseo viajar de manera constante, y por qué no, mostrar también mi tierrita, Colombia, de la misma manera que lo hago con Australia. La van me abrió todo un abanico de posibilidades y metas que antes no veía posibles.

No sé si los siguientes cinco años de mi vida se desarrollarán en Australia, pero sí sé que anhelo seguir creando, compartiendo, viajando y mostrando que los sueños son posibles cuando los planeamos, trabajamos y somos constantes. 

Si llegaste hasta acá y te preguntas ¿Cómo migrar a Australia? En este blog te he preparado muchos artículos respondiendo esas preguntas. Empieza con lo básico, ¿Cuáles son los caminos migratorios y cómo empezar este proceso?, también te recomiendo leer sobre las preguntas más comunes sobre migrar y vivir en Australia. Y yo sé que a todos nos interesa costos, puedes leer este artículo donde te explico cuanto me costó mi proceso de venir a estudiar inglés en Australia.

Cinco grandes aprendizajes en cinco años

  • Hablar un nuevo idioma y aprender a vivir con el acento adecuado (o por lo menos eso intento). En este proceso de adquirir una nueva lengua se aprende también a dejar inseguridades, a salir de la zona de confort, a aceptar que de cada 10 veces que hables en inglés, la mitad de ellas te van a preguntar: Sorry, what did you say? 
  • Valorar lo que dejamos. Cuando emigramos se nos desarrolla un sentimiento de patriotismo, valoras más tu país y tus raíces. Uno ve una arepa en el extranjero y se emociona, observa algo de tres colores y ya cree que es la bandera; cuando escucha el himno, algo indescriptible pasa dentro de uno y con orgullo dice que es colombiano y defiende su país con la convicción que da el amor. 
  • Siendo inmigrante se aprende a no juzgar. Cada uno tiene una historia y no debe ser discriminado. Cada persona guarda sus razones para dejar su casa, algunos tomaron la decisión libremente, otros no tuvieron alternativa. Convivir con seres de diferentes nacionalidades te enseña esto, y lo repito en voz alta: NO JUZGAR. 
  • Se descubre y valora la soledad. Nunca se está tan solo como cuando se entra a ese cuarto que alquilaste, que no tiene mucho: una cama sin cobijas y almohadas (porque aún no las has comprado), un par de fotos de la familia y una maleta con la ropa a medio desempacar. Te das cuenta de que te encuentras en un país cuyo idioma te es ajeno, en el que no tienes amigos y si los tienes, están también ocupados armando sus vidas. Te das cuenta de que tu familia, a miles de kilómetros, están durmiendo cuando para ti es de día. Ahí, en ese silencio, sabes lo que es estar solo y, aunque al principio da miedo, con el tiempo descubres que encontrarte contigo mismo es una oportunidad para crecer, para cumplir tus sueños y demostrarles a los tuyos cuánto los amas alcanzando tu propia felicidad. 
  • Se puede ser lo que siempre quisiste, puedes ser tú mismo. Comienzas de cero, te reinventas, olvidas viejos consejos y aprendes cosas nuevas. Te das la oportunidad de asumir el riesgo de experimentar -o a veces es la única opción que tienes-, te lanzas al vacío, sientes fuertes los latidos de tu corazón y redescubres que estás vivo y eso es lo más maravilloso del mundo. 

No te quiero ‘pintar pajaritos en el aire’ y decirte que todo será perfecto. Es un proceso, una montaña rusa, un camino con piedras que lo harán difícil y con resbaladeros que se sentirán como días fáciles. Pero aprenderás, creceras, valoraras, y se madura mucho. Ánimo y sueñalo que todo empieza así, con un sueño.

Les comparto mi historia en un video:

Únete a La Conversación

  1. Ninoshka Ramos says:

    Tu historia me conmueve e inspira. Mi nombre es Ninoshka Ramos, soy una joven puertorriqueña de a penas 19 años. Tu contenido me deleita, siento que quiero viajar también en una van por un país nuevo donde pueda ser yo mismo, y encontrar así la felicidad que tanto anhelo. Gracias por compartir tus anécdotas, y llevarme de la mano (a kilómetros de distancia) en cada uno de tus viajes y experiencias.

    1. Hola Ninoshka! Que hermoso mensaje, tienes toda una vida por delante, ya quisiera yo ene da época haber sabido un poquito mas de la vida y ver otros estilos de vida. Ánimo con cada sueño que tengas, cad a proyecto metele todo para lograrlo y que logres esos anhelos de viajar! Una Razo gigante hasta Puerto Rico!!

  2. Nora Katina Perez says:

    Eres unica. Eres tan real como la vida misma. Se lo que es ser abogada, se lo que es no ejercer la ptofesion, se lo que es salir de tus pais, en mi caso Argentina con tan solo una maleta, llegar a otro pais, en mi caso España y crear tu vida de cero. Preguntas como prefieres trabajar de ” eso ” ( el oficio que sea ), en vez de abogada ? Te vas lejos, tu pais no te importa, tu familia, tus amigos ? Claro que importan. Pero tambien estan nuestros sueños, nuestra elecciones, nuestro proyecto de futuro o tan simple como ir descubriendo dia a dia nuevos intereses, nuevas pasiones. Todo tiene un desapego en la vida para recorrer el camino que vamos eligiendo. Quienes nos aman, nos conocen y nos aceptan suempre estaran con nosotros, sin importar los km que nos separen y con el corazon entenderan siempre nuestras decisiones. Quienes no, seguramente no no conocen nuestra alma, con lo cual cada uno debe seguir su camino siendo fiel a sus principios y sin olvidar sus raices.
    Y como vos Angelica que no olvida ” su amada tierrita ” yo tampoco olvido la mia.
    Sin sacrificio no hay recompensa y los que bien nos conocen saben de esos sacrificios y son las personas para llevar siempre en nosotros.
    Como veras a mi tambien me gusta escribir. 😀 No cambies nunca tu esencia.

    1. Hermoso texto! Que cierto todo lo que me cuentas Nora. Así es, una pregunta muy común es ¿No extrañas tu casa? ¿Como es posible que te hayas ido lejos de tu familia? Y así es, tal como dices, sin sacrificios no hay recompensa. Cada día es un reto estar lejos pero también es una fuente de orgullo para los tuyos en tu tierrita y ver en lo que te has convertido!
      Un abrazo gigante y me encanta hablar contigo así sea a la distancia.

      1. Nora Karina Perez says:

        Simplemente, eres genial. ♥️

  3. Waoo Angélica que bonita historia, gracias por compartirla, me alegra que a un colombiano le esté yendo bien en el extranjero y más que sea de mi tierrita calurosa Barrancabermeja. Te admiro todo lo que has alcanzado, te felicito por la berraquera que te caracteriza y te bendigo para que todo, todo lo que hagas y emprendas sea de bendición para ti y tu esposo quien con amor empezaron un sueño juntos. Un abrazote rompecostillas.

    1. Muchas muchas gracias! Claro que si, dejando barranquita y la tierra bien presente por acá! 🤍🇨🇴 un abrazo de regreso ✨

  4. Caribe Luna says:

    Hola Angélica, la verdad te admiro mucho, contigo vivo el sueño de mí vejez, así quiero pasar el otoño de mí vida, viajando por mí país y conociendo esos rincones fabuloso que mí Mexico tiene.
    Me encanta tu frescura y tus entrevistas.
    Te mando un caluroso abrazo a ti y a Beau.

    1. Muchas gracias. Esperemos algún día llegar a Mexico y conocer ese hermoso país!

  5. Anita Franco says:

    ¡Hola Angelica! Te juro que solo de verte, me dan ganas de salir corriendo y viajar, conocer y explorar sin límites. Soy estudiante de medicina, y soy de Guatemala 🇬🇹. Así que creo que por el momento mi alma viajera está viviendo su sueño a través de ti. Y soy tan feliz de que al menos desde aquí, de lejitos, ver a alguien tan feliz como tú, cumpliendo todo lo que jamás imaginó.
    Gracias por inspirarme ♥️ Un abrazo.

  6. Me identifico con tu historia y me encanta viajar. También migre, es decir soy migrante desde antes de nacer…y sigo siendo migrante porque aunque tengo nacionalidad no siento mío aquí donde estoy…

  7. Mi nombre es Angie tengo 19 años Soy de Honduras, y desde que mire tus videos en YouTube me he hecho tu fan. Me inspiras a seguir mis sueños, viajar a otros Paises , aunque por los momentos no puedo, se que lo lograre.

  8. Gabriela Yucra says:

    Hola Angélica es la primera vez que me he leído tu Blog ya te sigo en Youtube pero al leer tus blog siento que es como si nos hablaras de tu a tu se siente tan natural, hasta parece que estuviéramos en una charla super fluida de amigas que van por un café..😃 en verdad te felicito por ese carisma y ese desprendimiento que tienes para con nosotros que te seguimos, ahora me he vuelto fan de tus blog sigue adelante Angélica, gracias por ispirarnos a soñar. Saludos de una Boliviana que sueña vivir y trabajar en Autralia

    1. Ayyyy tan Hermosa Gabriela! Un abrazo gigante y muchas gracias por tan lindo mensaje! Todo hecho con amor 🤍

  9. Cecilia Pulido B. says:

    Me dice uno de mis hijos: “Madre eres fanática de Angélica”, claro le digo, me encanta todo lo que nos
    comparte, por ser auténtica y sencilla, además por su sencillez y porque está donde tú estás, Sí querida Angélica, es como si tuviera una hija porque mis dos hijos viven en Australia con mis
    nietas y sus esposas. Así que si te veo y escucho me es familiar todo. Igual a todos los que emigran luchan por salir
    adelante y tú lo eres un gran ejemplo! Abrazos Angélica 🤗

  10. Hace poco te quiero encontre en Instagram y fue maravilloso, ver lo auténtica y humilde que eres, el contenido que haces inspira a muchos . Soy de Costa Rica y ahora vivo en Argentina, increíble como una tierra ajena se adentra en tu corazón, te cambia el panorama, ro.pe.tus planes y te muestra otros caminos, abre tus ojos, corazón y mente. Hay días duros donde uno quiere volver y abrazar a su familia pero a la vez luchamos por nuestros sueños, armamos nuevos lazos y seguimos adelante . Abrazo enorme❤️

  11. Victoria Rodriguez says:

    Desde que vi un video tuyo me encantó tu contenido, lo que haces es muy inspirafor, Me gusta mucho tu historia y como muestras lis lugares hermosos de Australia, excelente, las fotos son maravillisas felicitaciones a tu esposo.

    1. Aún estoy en Colombia, pero mis ganas de irme del país a buscar otras oportunidades cada día más crece cada dia más, cuando leo estás experiencias de extranjeros reales como yo, y siempre se me agua el ojo cuando leo algo cuando tocan el tema de la familia y Colombia, pero que carajos, ya puse mis metas y me voy en 2 años.

  12. Gracias pir tu sinceridad y humildad, me encanta todo absolutamente todo lo que nos cuentas, las fotos son maravillosa y teletransportadoras… ya tengo mis años pero cada vez que te leo sueño mas y mas con irme a viajar, sé que es todo un preceso y ya he empezado, poco a poco espero lograrlo. Un fuerte abrazo y sigue haciendo volar todos mis sueños!!!

  13. No se por que apareciste en mi Facebook, pero cuando te vi, no dudé en seguirte, tienes un carisma especial y aunque he visto poco hasta ahora, sin duda me pondré al día.
    Yo soy chilena, casada con un francés, que juntos llevamos casi 10 años y dos hijos de 4 y 7 años… en junio del año pasado tomamos la decisión de venirnos a Francia, llegando acá en marzo de este año… sufro con el idioma, pero como tu dices… luego de repetir 10 veces, se logra… a penas llevo un mes acá.
    Compramos también una van y esperamos partir la próxima semana nuestro anhelado viaje… descubrir lugares y decidir donde vivir… un gran desafío!!!
    Un gran abrazo para ti

  14. Que hermoso y conmovedor es leerte esta historia que nos cuentas, me dejan una emoción en el corazón de que los sueños si se cumplen. Me llamo Miller soy Colombiana igual que tú, tengo 23 soy de Córdoba quizá una de las zonas más golpeadas por la corrupción en todo el país 🙁 y con esta situación actual no he parado de buscar maneras de como ir a aprender Inglés en el extranjero y pierdo un poco la esperanza porque me duele no tener un peso en el bolsillo, a ver terminado la universidad y no tener un empleo para ahorrar e irme, pero sigo con la convicción de que puedo hacerlo para demostrarme a mi misma que yo suficiente y que soy capaz de lograrlo. Gracias por ser inspiración para mi.

  15. Mariela zuñiga says:

    Hola, me alegra saber que estás cumpliendo poco a poco lo q tanto miedo tenías como emigrante, la mayoría de los que queremos hacerlo es un terror único, te cuento que quisiera ir a Australia, pero estoy informandome recién, tengo familia un bb recién nacido, soy casada y me gustaría viajar este 2023, quisiera que por favor puedas ayudarme en cuanto a costo y calidad de vida, cuánto cuesta un apartamento, hay supermercados gratuitos cómo en Canadá? Que me recomiendas tu? Tengo la idea de viajar a estudiar inglés, se, pero me cuesta mucho hablarlo, no me suelto, y bueno q esa sea mi via para poder viajar en familia e ir trabajando. Que opinas tu? Gracias desde ya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Close
Escrito con amor by Angélica Ladino.
Copyright © 2020, Reservados todos los derecho.
Close